La autocandidatura es tu mejor opción

¿Qué puedes aportar a la empresa en la que quieres trabajar? Esta es la primera pregunta que te debes plantear a la hora de hacer una propuesta de valor. Te preguntarás qué es una propuesta de valor. Se trata de una autocandidatura que realiza una persona interesada en trabajar en una empresa.

Para ello, tienes que conocer la empresa a la que te diriges, analizar su actividad y plantearte qué características o destrezas tuyas podrían mejorarla. También puedes proponer mejoras concretas y exponer cómo las llevarías a cabo. Recuerda hacerlo siempre desde el respeto.
En Empleoaquí tenemos una sección completa dedicada a ello, si aún no la habías descubierto, este puede ser un gran momento para utilizarla.

Los pasos que debes seguir son:

1. Busca en nuestra página principal la opción de candidatura.

Auto52. Elige ver más.

Auto

3. Puedes filtrar las empresas indicando las características.

Auto24. También puedes seleccionarlo de una lista.

Auto3

Recuerda elegir la empresa a la que te quieres dirigir entre la lista que te ofrecemos en la parte inferior. Debes informarte sobre la actividad de la empresa, sus sedes y sus productos/servicios.
5. Redacta tu propuesta de valor. Escribe un texto proponiendo los cambios que se le ocurren y presentando información adicional sobre sus aptitudes.
6. Sólo queda un pequeño paso, enviarlo y confiar en que tu trabajo llame la atención del empresario. ¡Mucha suerte!

Anuncios

¿Qué es el elevator pitch?

¿Alguna vez has estado tan nervioso ante una entrevista de trabajo que te has quedado sin palabras? Los nervios, la inexperiencia o la falta de preparación pueden estropear la única oportunidad tras una larga búsqueda de encontrar un trabajo.

Nuestro Currículum Vítae muestra nuestros logros, habilidades y competencias, pero hay que saber venderlo y defenderlo. En la entrevista, la estrella no es ese papel en el queda reflejada toda nuestra profesionalidad, si no nosotros mismos. Para poder brillar con más fuerza es necesario poseer habilidades de oratoria y un alto conocimiento del campo sobre el que estamos hablando.

Una buena forma de estar preparado es la herramienta conocida como elevator pitch. Es  “un resumen de vuestra idea, capacidades o valía, cuyo objetivo inmediato es interesar al interlocutor para conseguir una próxima entrevista o reunión”. El elevador pitch es trasladable a las personas que buscan trabajo. Debemos ser capaces de vender lo que sabemos hacer, nuestras competencias y nuestra forma de ser de una forma que genere interés. Nuestra intervención debe ser breve y dinámica para que nuestro interlocutor quiera seguir conociéndoos.

business man and invoice

El  elevator pitch se elabora en función de las necesidades propias, del tipo de trabajo que se busca y del  público al que uno se dirige. Para elaborarlo es clave tener un gran autoconocimiento para ser capaz de describirse con claridad y confianza.

Las 3 claves de un buen elevator pitch son:

  • Claridad. Utiliza tu propio vocabulario y no incluyas palabras que no usas normalmente para impresionar. Conseguirás más siendo tu mismo porque interpretar papeles puede oscurecer vuestras opciones y despistar al seleccionador.
  • Coherencia. No se trata de recitar tu currículum o tu proyecto, es más bien una breve presentación, una descripción de lo que haces y una explicación sobre lo que buscas.
  • Honestidad. Tus palabras deben reflejar certeza, así que lo mejor es decir la verdad sin adornarla. Debes tener claro que lo vendes o dices de ti luego te tocará defenderlo y hasta demostrarlo. Es preferible ser sincero y reconocer que determinados conocimientos debes pulirlos o mejorarlos que decir que los dominas cuando no es del todo cierto.

Recuerda ser breve, original, gráfico, entretenido, espontáneo, apasionado, pausado, tranquilo y confiado. Ten claro tus objetivos, si te fijas una meta a cumplir tus pensamientos serán más claros y será más sencillo trasladar tus ideas.

Son muchos consejos y no es tan fácil, por ello, la clave es la práctica y el ensayo. Por una parte mejorarás tu actuación en público, superarás tu miedo escénico y adquirirás mayor confianza en tus habilidades y capacidades.

Así que si estás a la búsqueda de un empleo, crea tu propio elevator pitch, practica y mejóralo y lánzate a las entrevistas de trabajo a lograr tus objetivos.  Estaríamos encantados en revisar vuestros elevator pitch y ayudaros a mejorarlo o daros vuestra opinión. Si queréis un pequeño empujoncito no tenéis más que pedirlo. ¡Lleguemos juntos a la obtención de trabajo!